Pan de leche condensada

Posted on Oct 31, 2019 in Blog, Panes, Recetas | Comentarios desactivados en Pan de leche condensada

Hola. ¿Se acuerdan de mí? Bien, porque yo ya no.

Pasó el tiempo, ¿eh? Pero yerba mala nunca muere y aquí estoy de vuelta, cocinando y gordeando.

Esta receta la adapté de esta otra. Más que nada hice las cuentas para poder usar leche condensada casera siendo que la enlatada es cara. También cambié un poco los pasos y preparo una esponja con parte de los ingredientes… Pero seguramente no es necesario.

Pan dulce de leche condensada

  • 90 g de leche en polvo
  • 225 g de azúcar
  • 250 ml de leche tibia
  • 125 ml de aceite
  • 50g de levadura fresca o un sobrecito de levadura seca
  • 3 huevos
  • 1 cucharada de esencia de vainilla
  • 1kg de harina
  • 1 pizca de sal
  • Ralladura de naranja o limón (opcional)
  • Nueces, almendras, chips de chocolate o lo que pinte (opcional)

Mezclar la leche tibia con la levadura, 2 cuchararadas del azúcar (parte del total) y 4 cucharadas de harina (del total). Revolver bien y dejar descansar a un lado por unos 25 minutos. Si nuestra levadura está viva, va a espumar de lo lindo.

Colocamos la leche en polvo en un bol, añadimos el resto del azúcar, la sal, los huevos y la vainilla. Mezclamos bien, o si tenemos una batidora/amasadora, la dejamos hacer su trabajo.

Agregamos la mezcla de leche y la mitad de la harina. Seguimos batiendo.

Agregamos el aceite, el resto de la harina y nuestros opcionales. Amasamos hasta que quede todo homogéneo.

Básicamente unimos todos los ingredientes hasta obtener una masa bastante firme. Lo único importante es no sobrecargar el motor de la amasadora.

Si amasamos a mano, podemos ir agregando más harina hasta que al amasar se despegue de los dedos. Sino, no lo considero indispensable.

Fritolinear el interior de otro bol, colocar la masa adentro y fritolinear la superficie de la masa (untar todo con aceite en su defecto). Tapar con film plástico y dejar levar en un lugar cálido por al menos una hora.

No preocuparse si la masa no crece mucho en este período ya que luego crece de lo lindo al hornearla.

Precalentar el horno a 180°C.

Dividir la masa en dos y colocarla en moldes de budín, de pan, o si tenemos ganas, trenzarla como en la receta original.

Pincelar con huevo batido y/o leche y hornear durante aproximadamente 60 minutos.

¿Cómo saber si el pan está hecho? Si no conocemos bien nuestro horno y no tenemos mucha cancha haciendo pan, un truco para saber si está bien cocido es ni bien lo sacamos del horno golpearlo con los dedos en la parte de abajo: El pan bien cocido suena a hueco. Si de casualidad tenemos un termómetro tipo sonda, el pan estará listo cuando la temperatura interna esté entre 90 y 95° C.

 

 

El veredicto

Con el correr de los años esta se volvió mi receta de cabecera de pan dulce (navideño o no). Y es que es super simple (incluso si yo la complico) y zarpada en rica. Si la preparaste, habrás notado que se puede comer hasta cruda.
Fijándome en las fotos para ilustrar este post noté que eran todas de 2016, así que llevo como 3 años fiel a esta receta.

 

 

No may mucho más que decir acá. Es riquísima y el ingrediente más caro lo podemos reemplazar fácilmente. Y también rinde mucho, por lo que es genial cuando querés hacer un regalo caserito… y que te quede un poco para casa.