Grasa con grasa – Helado de chocolate blanco

Son las bondades que da ir al gimnasio, esto de cada tanto poder preparar algo bien gordo y no engordar.

La cuestión es que hace un buen tiempo que vengo pensando que la crema de leche es un importante ingrediente del helado (D’AH). Curiosamente, desde muy chiquita mi mamá me explicó que el chocolate blanco no es realmente chocolate, sino solo la grasa de tal, por lo que… ¿crema de chocolate blanco sería grasa animal más grasa vegetal? …Y lógicamente, me dieron ganas de probar inventarme una receta con ambas cosas.

El primer intento que hice fue algo fallido… Lo que se entiende, siendo que quise escatimar con los ingredientes y no entendía bien la química de la cuestión.
El segundo intento (la receta a continuación) ya resultó mucho mejor. Este helado es básicamente una ganache con claras, pero curiosamente queda muy rico y con una excelente textura que no requiere máquina de helado.

 

Helado de chocolate blanco

  • 3oo gramos de chocolate blanco
  • 500 ml de crema de leche
  • 2 claras de huevo

 

 

Trocear el chocolate, mezclarlo con un chorro de la crema y calentarlo en el microondas por 30 segundos. Tratar de mezclar. Si el chocolate todavía no se derritió, calentarlo en tandas 30 segundos hasta que esté completamente derretido y al mezclar tengamos una crema homogénea.

Batir el resto de la crema de leche hasta que esté firme, incorporar a la crema de chocolate blanco y batir un poco más. Es bueno hacer esto último con cuidado: al haber tanta grasa no es difícil que se nos pase y termine como manteca. Aquí es preferible batir de menos a batir de más.

Batir las claras a punto nieve e incorporarlas a la crema de chocolate con movimientos envolventes. A no asustarse, ¿eh? Si al final se ve como una baba llena de burbujitas es que está bien. Una vez bien mezclado todo, mandarlo en un tupper al freezer. O mandar a la máquina de helado si se quiere, aunque no lo considero necesario.

 

El veredicto:

No sé si será el anterior intento fallido (que quedó bastante choto), pero supongo que este helado podría salir mejor. Aunque es una receta simplísima y  tampoco es que esté mal.
Talvez quede mejor con un toque de leche condensada, ni hablar de usar un chocolate menos berreta. Yo usé el de DIA (justamente porque es barato) y si bien seguro parezco quejosa el helado salió muy rico. Pero bueno, yo soy así de complicada.

 

Deja un comentario

Comentarios

Aún no hay comentarios. ¿Por qué no comienzas el debate?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

16 − nueve =